¿QUÉ SON LOS ROBOADVISORS?

Roboadvisors

Como suele ser habitual en el mundo financiero, todas las novedades vienen de los países sajones. En este caso, la evolución tecnológica ha traído a España 'lo último', un servicio fintech que se basa en el asesoramiento financiero 'personalizado'.

Supuestamente, han sido las nuevas generaciones las que han impulsado este tipo de servicios porque son un grupo social mucho más activo en tecnologías de la información y demandan a las empresas respuestas online para todas sus necesidades.

Sin embargo, no se puede negar que la aparición de servicios (robots) que facilitan el asesoramiento financiero a los ahorradores reduce los costes de estas empresas de asesoría y les permiten acceder a otros clientes que por su patrimonio no resultarían interesantes para ellas.

Desde un punto de vista técnico, los roboadvisors son servicios de asesoramiento patrimonial automatizado basados en algoritmos que ayudan al ahorrador a crearse una cartera de inversión ajustada a sus necesidades, pero sin tener que desplazarse a la oficina del asesor y a un coste menor.

Ventajas de los Roboadvisors

Una de las principales ventajas de estos nuevos servicios es un asesoramiento financiero sin los dos grandes vicios habituales en nuestro país. Conviene recordar que la excesiva bancarización de los servicios financieros provoca que bancos y cajas prioricen la venta de productos al asesoramiento real y que repercutan a los ahorradores los elevados costes que soportan.

Este asesoramiento debería ayudar a los ahorradores a conducir sus ahorros hacia los productos más adecuados para cada uno de ellos, sin estar obligados a tener un volumen de capital realmente elevado como para que puedan asesorarse mediante los servicios de un asesor financiero personal o un banco privado.

Igualmente, es muy importante saber que estos servicios identifican las ineficiencias del mercado (subidas y bajadas) y nos informan de aquellos cambios que pueden ser relevantes para nuestro patrimonio, dejando fuera las emociones que pueden provocar acciones de compra o venta precipitadas y que normalmente tienen consecuencias negativas para los ahorradores.

Desventajas de estos servicios

La principal desventaja de estos servicios online es precisamente la falta de contacto personal. Cuando se trata de recibir consejo, y más sobre algo tan relevante como nuestro propio ahorro, buscamos siempre el trato personal, ponerle cara a quien nos asesora. No todas las dudas a la hora de invertir se fundamentan en la cartera en sí, pues hay dudas sobre fiscalidad y otros aspectos que se pueden quedar sin respuesta.

Al tratarse de máquinas programadas, el trato es frío y estándar y un ahorrador puede no tener la respuesta a la pregunta que le realiza el ordenador. Los roboadvisors están programados de una manera concreta que no siempre se ajusta a los conocimientos de los clientes potenciales. Digamos que precisan de un mínimo de cultura financiera para poder operar con ellos.

Por otro lado, hay muchos servicios de este tipo y hay que tener un criterio claro para poder elegir entre uno y otro, y eso también precisa de una cultura financiera mínima que no todos los ahorradores tienen.


roboadvisors servicios asesoramiento financiero ahorradores empresas online costes clientes patrimonio ahorrador ventajas asesor catera venta productos