DIFERENCIAS ENTRE UNA SICAV Y UN FONDO DE INVERSIÓN

Sicav vs fondos de inversión

NO ES LO MISMO INVERTIR EN UNA EMPRESA QUE EN UN INSTRUMENTO FINANCIERO

En esas páginas ya hemos hablado tanto de las Sicav o Sociedades de Inversión de Capital Variable, como de los Fondos de Inversión.

Hoy, nos vamos a centrar en explicar las diferencias entre unas y otros para un ahorrador, pues son instrumentos financieros muy similares y pueden llevar a confusión. Es más, en algunos casos, al inversor le pueden ofrecer cualquiera de ellas y es mejor saber distinguirlas.

Para empezar desde el principio, decir que una Sicav es una empresa, mientras que un Fondo de Inversión es un instrumento financiero. Además, el fondo ofrece la enorme ventaja de que se puede traspasar el capital de uno a otro sin peaje fiscal.

Diferencias jurídicas

La principal diferencia entre ambas opciones es su personalidad jurídica. Los fondos no tienen ninguna (son productos, no entidades) y, por eso, se comercializan a través de una IIC o Institución de Inversión Colectiva. En cambio, las Sicav son IIC en sí mismas con la forma de una empresa de inversión 'normal'. Así, se dice que una Sicav es un híbrido entre una sociedad anónima (entidad jurídica) y un fondo de inversión.

Por eso, las Sicav no permiten ese trasvase de capitales de una a otra y, lo que es más importante, el ahorrador que entra -cuando la sociedad está abierta a otros inversores- acata las decisiones de quien la dirige y controla.

La otra gran diferencia jurídica entre ambas es el capital mínimo necesario para su constitución: a un fondo se le exigen tres millones de euros y a una Sicav 'solo' 2,4 millones de euros.

Grandes diferencias

La principal diferencia se encuentra en la libertad del dueño de la Sicav para poder invertir donde desee. Además, él o ellos deciden si aceptan a otros accionistas o no.

Si lo hacen, el capital queda bajo su control y son ellos los que deciden qué hacer con ese dinero. Por eso, invertir en una Sicav como socio minorista es poner el dinero en manos del dueño y dejar que él lleve 'la nave a buen puerto'.

De las ventajas e inconvenientes de un fondo de inversión, debemos tener en cuenta que hay menos libertad porque se ha de ceñir al tipo de gestión prometido.

Lo interesante de la Sicav es su fiscalidad, mucho más favorable con los beneficios, pues tributan al 1% y permiten retirar el beneficio de cada ahorrador 'a la carta' con tipos fiscales menores al de otras inversiones.<


fondo de inversiónsicavdiferenciasfiscalidad